Globalizando la gratitud

Escucha la sección de Misterios Femeninos en SER Mujer de la Cadena Ser donde compartimos de palabra sobre la gratitud.

En estas semanas que hemos vivido la importación de días como Halloween o el Black Friday, nos cuestionamos cómo es que no importamos también otros días como el Día de Acción de Gracias.  Seguramente sea porque apela menos a esos estímulos emocionales que la fiesta o el consumismo compulsivo nos proporcionan pero… no dejamos pasar la oportunidad para mirar un poco más hondo en algo que merece ser globalizado: la gratitud.

Si nos vamos a la etimología de esta palabra vemos que proviene de alabar. Pero… ¿qué es lo que alabamos? ¿Cómo?

ByrcFUQIQAALuM6Parecería que la gratitud es una emoción pero… no lo es. Es más un estado de ser, una cierta perspectiva interna de disponibilidad donde abro mi receptividad, escucho al otro y aprecio lo que trae.  Este estado interno conlleva una profunda conexión con uno mismo y con el entorno. Y en esa conexión nace la no separación, el aprecio y la alabanza a la Vida sin pasar por nuestros condicionamientos y exigencias.

 

La gratitud nos recuerda que somos completos trayéndonos esa sensación de plenitud; lo que hay es suficiente.  En ese momento de reunión y comunión, hay una conciencia o visión del cuadro completo, como la perspectiva cenital de un dron, un sentido de conciencia colectiva que nos permite vernos y sentirnos a todos en el mismo barco. Desde aquí es que podemos abrazar los opuestos. Desde aquí opera esa inteligencia que comprende la necesidad de esos opuestos y a la vez reconoce la existencia de un bien mayor que los trasciende… que resulta ser lo que en el fondo honramos y alabamos desde nuestra gratitud.

Todos nos sentimos agradecidos de vez en cuando, sobretodo en esos momentos en que previamente hemos recibido algo. Así surge la gratitud de forma espontánea pero… aquí se parece más a una correspondencia debida, como saldar una deuda.  Es la reacción natural a una acción externa anterior.

Si queremos cultivar la gratitud genuina necesitamos dar un paso más: encontrar proactivamente esos motivos para estar agradecidos, motivos que existen naturalmente en nuestras vidas y que no dependen de nada ni nadie externo. Así la gratitud pasa de ser un efecto puntual de mi relación inmediata con el otro a ser parte de mí, como si crease un canal directo con la gratitud. Ya no necesito que alguien me dé una excusa para sentirme agradecida, sino que me adueño de mi propia felicidad a través de la gratitud cuando encuentro esas pequeñas-grandes cosas que alabar.

Pero… ¿qué pasa si no puedo encontrar a priori motivos para estar agradecido? Cuando las cosas nos van mal, estamos tristes, descontentos o directamente enfadados… no nos sale decir “GRACIAS” pero en realidad este momento de desafío es el más valioso.

Momentos así nos brindan la oportunidad de darnos cuenta de que vivimos esclavos de nuestros pensamientos, poniendo siempre las etiquetas mentales de las que muchas veces hablamos: si algo no me gusta, me hace sentir una incomodidad, es automáticamente MALO; si algo me gusta porque me trae una satisfacción aunque sea superficial o pasajera, automáticamente esto es BUENO.

Si tomamos conciencia de esta dinámica automática de gusto-disgusto, quizás podamos trascenderla hacia un espacio más neutro. Aquí lo que a priori consideramos problemas se convierten en retos, oportunidades de descubrimiento y de evolución personal, de ir más allá de las propias limitaciones (porque en las situaciones cómodas donde nos conformamos con el disfrute no sentimos ese empuje de movernos hacia otro lado).  Desde este espacio neutro y pleno podemos manifestar una actitud diferente, nueva, ante nuestro día a día. Agradecemos todo eso que damos por hecho… pero que realmente tiene que ver con alabar el misterio de la vida…

¿Y qué efectos puede tener apreciar el (aparente…) misterio de la vida así?

CONTIGO MISMO

  • Aumenta tu felicidad. Contar tus bendiciones conduce a un mayor bienestar, especialmente el estado de ánimo positivo. Nos ayuda a estar más atentos a las oportunidades que nos ofrece la vida (¡y así aprovecharlas!), a poner de lado etiquetas y juicios, y esa relajación del cuerpo mental nos protege del estrés, la ansiedad, la depresión.
  • Fortalece tu conexión contigo, tu eje interno. La gratitud te hace más fuerte, no sólo porque te hace sentirte más firme en tus decisiones, o porque te ayude a alcanzar las metas (que también), sino porque además te recuerda que tú estás al mando de tu mundo, de tus emociones, y que no dependes del otro para dar las gracias, que en ti hay siempre motivos para sentirte agradecido.

 

EN TU MUNDO CERCANO

  • Siempre estás proyectando hacia tu entorno, seas o no consciente. La gratitud fortalece tus relaciones al hacerte sentir más conectado. Nace esa conciencia de “vamos todos a una”, y ahí acoges a los que están a tu alrededor en esa energía.

EN NUESTRO MUNDO COMPARTIDO

  • Hace del mundo un lugar mejor. Como en la película “Cadena de favores” cuando tocas a alguien con esta energía de gratitud, o como cuando sonríes sin motivo aparente, lo contagias, lo expandes, y te conviertes en un generador de felicidad y luz a tu alrededor.

Paradójicamente, no es la felicidad lo que nos hace agradecidos; es la gratitud lo que nos hace felices.  Como explica David Steindl-Rast:

“todos conocemos personas que tienen todo lo necesario como para ser felices, y sin embargo no lo son, simplemente porque no están agradecidas por lo que tienen. Por otro lado, todos conocemos también personas con que no son para nada afortunadas, y sin embargo irradian alegría, simplemente porque aun en medio de su miseria son agradecidas. Así, la gratitud es la clave de la felicidad”

 

TIP #7:  Nota de Agradecimiento.  Busca cada día dos motivos (¡al menos!) para sentir gratitud: uno hacia la vida y otro a ti misma, cosas que no resulten evidentes ni una correspondencia debida (como una deuda que saldas diciendo gracias). Escribe cada motivo en un post-it y engánchalo en el espejo de tu baño. En unos pocos días, cada vez que veas el espejo te reflejarás en tu propia gratitud. ¡Cuéntanos cómo haces crecer el agradecimiento a tu alrededor!

Anuncios

Acerca de Femenino en Manifestación

Materializamos la cualidad femenina en el mundo, en el mundo de los negocios y en nuestra convivencia cotidiana en comunidad. Mirando nuestro entorno con alma de mujer, acompañamos su transformación hacia el Cuarto Sector, pivotando sobre el Propósito que se expresa a través de Procesos sostenidos por Relaciones que generan Personas conscientes en servicio a su mundo.
Esta entrada fue publicada en inspiración, Misterios Femeninos y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s